Como evitar el envejecimiento cutaneo

Como evitar el envejecimiento cutaneo



En el envejecimiento cutáneo un dato poco conocido es que la mayoría de los signos del envejecimiento son producidos por factores que pueden ser o bien reducidos o eliminados.

La naturaleza no determina que tengas que acabar cuál uva pasa, que perderás elasticidad y tendrás arruguillas finas sí, pero lo de estar arrugada como una uva pasa no es genético.

De tal manera que los signos claros de envejecimiento en el rostro, como son los desórdenes en la pigmentación y las arrugas profundas, son el resultado de exponernos a factores de riesgo y no tanto debido a lo que está escrito en los genes.

Qué dicho en lenguaje de la calle, la mayoría de tus arrugas te las estás produciendo tú misma por exponerte a dichos factores  y no tomar medidas para eliminarlos o al menos contrarrestarlos.
Existen dos grandes grupos de factores que afectan al envejecimiento cutáneo, los factores intrínsecos y los extrínsecos.


FACTORES INTRÍNSECOS


Los intrínsecos son tus genes, es el envejecimiento de tipo cronológico, el debido al paso del tiempo.

En el envejecimiento cronológico, el generado por tus genes y por  la edad, se presenta una ligera pérdida de elasticidad de la piel, por disminución en la producción de colágeno y elastina, aumento de la sequedad de la piel debido a una menor producción de las glándulas sebáceas y arrugas finas.

Es decir la piel se vuelve más fina, se pierde grasa  no sólo la producida por tus glándulas sebáceas sino también en el tejido adiposo de la hipodermis y los vasos sanguíneos se hacen más aparentes. Se pierde también la cohesión en la unión dermoepidérmica.

Pero no se presentan arrugas profundas, ni variaciones de pigmentación, dicho a las claras, el tener la cara como una pasa y con más manchas que un dálmata es consecuencia de factores que puedes controlar o al menos reducir su impacto sobre tu piel.

Seguro que conoces alguna persona mayor que tiene una piel envidiable que presenta pocas arrugas, que no presentan manchas en la piel y que se puede decir hasta cierto punto que mantiene una piel tersa.

Si te das una vuelta por algún pueblo podrás observar como mujeres de 80 años presentan una calidad en la piel muy superior a mujeres de 40 años de tu ciudad.

Esto es debido a que los hábitos de vida en España hace 60 años eran muy diferentes a los actuales e incluso a los que vivieron las mujeres que ahora tienen 40 años.

Los factores extrínsecos a los que dichas mujeres se vieron sometidas fueron menores que las mujeres  de la actualidad.

Si partimos de la idea de que hace 60 años  (esas mujeres tenían 20 años) las mujeres que vivían en las zonas rurales estaban sometidas a menor contaminación ambiental, las cosas como son en España había tres coches y apenas industria.

No fumaban puesto que estaba mal visto.

 Y cuando iban a las labores propias del campo se protegía con manga larga, pañuelos y sombreros, debido a que en aquella época el estándar de belleza era una piel muy blanca, tipo muñeca de porcelana.

Y la alimentación no estaba cargada de azúcar refinado.

Ahí tienes la explicación y si les preguntas la mayoría te dirá que se lavaba la cara con jabón hecho en casa y como mucho han usado nivea “la del bote azul”.

Realmente lo que ha marcado la diferencia han sido sus hábitos de vida.


 FACTORES EXTRÍNSECOS


Los extrínsecos son aquellos que vienen dados por el medio en el que vives y tus hábitos de vida siendo los determinantes los siguientes:

El Sol- que produce lo que se denomina fotoenvejecimiento prematuro
El Tabaco, esto es catastrófico para la piel.
La Contaminación ambiental
Hábitos de alimentación inadecuados, alimentos refinados.

Esto lo podían haber descubierto antes que a mí ya me pilla un poco pasada de vueltas.

De estos factores la primera medida y las sencilla es eliminar el tabaco de tu vida y ojo no es solo fumar, el permanecer en ambientes con humo, produce que no solo lo inhales sino que las sustancias que componen dicho humo puedan depositarse sobre tu piel y son igualmente nocivas en la lucha contra el “efecto uva pasa”.

Si vives con un fumador o si lo eres, ventilar la casa con frecuencia puede hacer mucho más por tu piel que la mejor de las cremas. 

Otra medida adicional es aumentar tu consumo diario de vitamina C, la concentración de esta vitamina en personas fumadoras es menor que en personas no fumadoras y como sabemos esto tiene un impacto directo en la calidad de la piel.

El sol puedes reducirlo a la mínima expresión, protegiendo tu piel de la radiación y  no exponiéndote en plan lagartija.

Lo digo siempre y ya aburre a las piedras, pero la mejor crema de belleza con diferencia es un buen protector solar y no exponerse al sol sin medida.

Ya sólo actuando sobre este punto puedes conseguir resultados mucho más espectaculares que los que te darían cualquier crema comercial o un medicamento destinado al cuidado de la piel. Y es mucho más barato.

La prevención aquí es vital, si te preocupan los efectos de la edad sobre tu piel la mejor medida que puedes tomar con diferencia es renunciar a tomar el sol sin control.

Que sí, que estar bronceado mola más, pero el precio que pagas es demasiado alto.

Plantéatelo así, con una esperanza de vida cercana a los 75 años en España, si  la piel ideal es la que tienes entre los 18 y los 35 años, más de la mitad de tu vida no vas a tener esa piel y solo depende de ti que la horquilla se amplíe más allá de los 35.

En cuanto a la contaminación puedes minimizarla pero no eliminarla de tu vida. 

La contaminación ambiental no solo deposita partículas nocivas sobre tu piel sino que además puede penetrar en ella y producir estrés oxidativo.

A las que somos de ciudades pequeñas donde no hay industria, ni el tráfico que hay en las ciudades grandes, nos suele sorprender como si nos limpiamos la piel con un algodón después de un día de turismo en una gran ciudad este sale de un color gris que no vemos en casa. Eso, es contaminación.

La contaminación es algo que no depende de ti.

Es decir si vives en Madrid o Londres no te vas a cambiar de ciudad solo porque la contaminación ambiental sea alta, pero sí puedes intentar ayudar a tu piel para que el impacto de dicha contaminación sea menor. Y esto lo iremos viendo detenidamente en futuros post.

Una medida muy sencilla pero que puede suponer una enorme diferencia es que limpies bien  la piel antes de ir a dormir, aunque no te hayas maquillado.

Con esta medida impediremos que las sustancias depositadas sobre la misma tengan durante la noche alguna posibilidad de penetrar a capas más profundas de tu piel y por tanto de dañarla.

No soy muy favorable a llenarnos la piel de potingues para ir a dormir, como mucho alguna crema con antioxidantes o un aceite que sea rico en ellos.

La piel está trabajando y reparando estructuras independientemente de si es de día o de noche, por lo que eso de que la piel por la noche trabaja más y las cremas da mejores resultados es un falso mito.

La única diferencia entre el día y la noche es que por la noche tu piel está sometida a menos agresiones por lo que debe de lidiar con menos factores al mismo tiempo que de día.

Para que me entiendas, cuando sales a la calle tu piel tiene que lidiar con la contaminación ambiental, con los cosméticos agresivos, con la radiación solar, con la calefacción o el aire acondicionado, es decir cambios de temperatura bruscos, y se va adaptando a las diferentes condiciones según va avanzando el día.

Cosa que no tiene que hacer mientras duermes por eso siempre se ha pensado que los tejidos se regeneraban y se reparaban principalmente durante la noche y no durante el día.

Realmente es más bien una cuestión de que los recursos que tiene tu piel para luchar contra las agresiones son limitados.

Si estas agresiones son muy elevadas no va a poder manejar con eficiencia todas al mismo tiempo.

En ciudades altamente contaminadas, debes reforzar la protección de tu piel utilizando cosméticos con elevadas cantidades de antioxidantes para impedir que tus propios antioxidantes y sistemas de protección de la piel se vean dañados.

Esto es como si tu piel saliera de casa con 10 euros, cada vez que es sometida a una agresión paga un euro, pero si usas una crema o producto con antioxidantes es como la tía molona que todos tenemos, que te da dinero cada vez que te ve, así realmente vas a gastar los 10 euros que te ha dado tu tía y no los tuyos y al llegar la noche tendrás tus  10 euros intactos para gastarlos en algo más importante.

Otra buena medida será acostumbrarse a usar maquillaje además del protector solar, estos dos productos juntos formarán una plasta que creará una barrera entre tu piel y la contaminación.

Puede sonar raro que para impedir que la porquería se deposite sobre tu piel utilices sustancias químicas, pero una piel que va a cara lavada está totalmente desprotegida frente a las agresiones externas y la barrera de protección natural ha sido debilitada debido al uso de jabones extremadamente agresivos que utilizamos en la actualidad.

Nuestra paranoia por la limpieza extrema nos crea más problemas que los que realmente soluciona.

En cuanto a la alimentación, que es un tema muy largo y complicado, solo un apunte, los azúcares refinados entran en sangre como un cohete y no dan más que problemas.

Se pegan cual chicle a tu colágeno y lo vuelven rígido, perdiendo su característica principal que es la elasticidad.

Este proceso se conoce como glicosilación no enzimática, que produce alteraciones en la funcionalidad de tu colágeno.

Además el azúcar (la glucosa) puede oxidarse generando radicales libres y acelerando aún más la glicosilación del colágeno. Y este proceso se revierte difícilmente. 

Así que antes de meterte ese bollo con mermelada entre pecho y espalda piénsatelo bien, no solo afectará al tamaño de tu trasero sino también al aspecto de tu piel.  

Y si tienes cuarenta ya sabes que cada vez produces menos colágeno, si te dedicas a ir jorobando el que tienes, ya apaga y vámonos.


Quizás la medida más importante es que seas consciente de que estos procesos se están produciendo y del impacto que los mismos tienen sobre tu piel.



Es tu piel, es tu decisión.


Bss Verónica.

Si tienes preguntas en los comentarios de mi cuenta de Instagram es donde puedes plantearlas. @veronicavivascr 

Quizás también te pueda interesar: